Miguel Sanó obligado a relanzar su carrera en la próxima temporada

0
34

La pizarra ubica a Miguel Sanó debajo en el marcador por diferencia de tres anotaciones, quien se encuentra en una posición donde solo un jonrón con las bases llenas podría enderezar su carrera, visualizando al 2023 como el momento de su “ahora o nunca”.

La situación general no podía ser más incómoda para el dominicano, cargando en su espalda con un historial de lesiones que lo ha frenado en gran magnitud en sus temporadas recientes, al mismo tiempo de un bajón general que afecta sus posibilidades de permanencia en las Grandes Ligas y la llegada de los 30 años de edad.

Tal adversidad no puede ser corregida por nadie que no sea su persona, entrando en un punto crítico donde sus batazos de cara a la venidera campaña serán los que definirán sus próximos pasos. Y un resbalón en este instante podría salir bastante caro en sus aspiraciones.

En primer lugar, “El Boquetón” estará llamado a mostrar que las lesiones en su rodilla izquierda no siguen siendo una limitante en su camino, que fue la causa principal de que su paso por la reciente zafra de las Mayores se vea concluida luego de sólo haber agotado 71 apariciones al plato.

Y, en segundo plano, el oriundo de San Pedro de Macorís estará obligado a aumentar su producción con el bate, siendo insostenible que el valor de su ofensiva gire en torno a un wRC+ de 100 puntos en sus últimas 808 apariciones, lo que señala que su rendimiento se ubica justo en el nivel de un jugador promedio.

Desde la temporada del 2020, el inicialista y bateador derecho tan solo ha acumulado la marca de 0.7 Victorias Por Encima del Nivel Reemplazo (WAR, por sus siglas en inglés) en un lapso de 208encuentros, lo que hace transitar al quisqueyano por un carril para nada agradable.

Sanó quedó a la intemperie luego de que los Mellizos de Minnesota rechazaron una opción por valor de US$14 millones para mantenerse en roster por el 2023, hecho que brinda una visión general delo adverso que se sitúan las cosas en contra del pelotero, así como lo desvalorada que está su figura.

El primer paso para este será lograr un acuerdo para retornar a la Gran Carpa por un siguiente año y, en caso de lograrlo, marcará un momento definitorio para su carrera.

El guión está lleno de interrogantes para Sanó, quien podrá responder a cada una de una única manera: producir a lo grande una vez se cante “play ball” de cara a marzo.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here