Nueva York reimagina el Cross-Bronx Expressway

0
35

Una de las arterias viales principales de la ciudad, el Cross-Bronx Expressway, será reimaginado con el propósito de identificar estrategias para reconectar a las comunidades aledañas, abordar los problemas de salud que genera, expandir los espacios abiertos y aumentar la seguridad, según un plan de estudio anunciado esta semana por el alcalde Eric Adams.

Construido en gran parte en las décadas de 1950 y 1960, el Cross-Bronx divide el condado, atravesando directamente vecindarios de clase trabajadora en su mayoría negros y latinos, que según la Alcaldía afecta a las comunidades y economías locales al tiempo que genera una cantidad significativa de ruido y contaminación del aire que, a su vez, ha provocado un aumento del asma y otros problemas de salud a los residentes locales.

“El Expressway Cross-Bronx fue una cicatriz tallada en el corazón de El Bronx, convirtiendo sus bulliciosas calles en pueblos fantasmas”, dijo el alcalde Adams. “Pero 50 años después, vemos la resiliencia de este gran condado y tenemos la oportunidad de hacer que El Bronx vuelva a estar completo. Este estudio histórico nos permitirá volver a imaginar todo el corredor Cross-Bronx y las comunidades que lo rodean, y buscaremos todas las formas posibles de reducir la contaminación y el ruido, mejorar la seguridad y la sostenibilidad, y volver a conectar las comunidades de este condado”.

Salud y bienestar de los residentes

El plan “Reimagining the Cross-Bronx Expressway”, financiado por una subvención del Departamento de Transporte de los EEUU para la Reconstrucción de la Infraestructura Estadounidense con Sostenibilidad y Equidad (RAISE) de $2 millones presentada por el Departamento de Transporte (NYCDOT), el Departamento de Planificación Urbana (DCP) y el Departamento de Transporte del Estado de Nueva York (NYSDOT) con el Departamento de Salud e Higiene Mental (DOHMH), tendrá como objetivo reparar los impactos negativos de esta vía en las comunidades circundantes mientras promueve la salud y el bienestar de los residentes.

“Desde mi primer discurso sobre el Estado del Estado, he dejado en claro que reconectar comunidades divididas por decisiones de infraestructura tomadas hace generaciones ha sido una prioridad principal”, dijo la gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul. “Me enorgullece asociarme con el alcalde en esta subvención, que apoyará la programación vital de participación de la comunidad y las sesiones de escucha para ayudar a reimaginar el futuro de la Autopista Cross-Bronx, un componente esencial para corregir los errores cometidos cuando se construyó hace más de hace setenta años”.

Involucran a la comunidad

Con el presupuesto otorgado por RAISE durante dos años, la ciudad y el estado buscan: trabajar en estrecha colaboración con los residentes, los grupos comunitarios y las partes interesadas, con la primera ronda de reuniones prevista para comenzar en febrero de 2023;crear una visión holística para el corredor Cross-Bronx y desarrollar ideas de proyectos basadas en los aportes de la comunidad; y presentar un plan plurianual, para 2024, que incluya propuestas de proyectos a corto y largo plazo para mejorar las condiciones de los vecindarios de sus alrededores.

Con un promedio de 300 camiones diésel que utilizan la carretera cada hora y decenas de miles de automóviles por día que viajan en cada dirección, los 220.000 neoyorquinos que viven cerca de la carretera están expuestos regularmente a niveles elevados de ruido y contaminación del aire, así como al calor excesivo.

Por tal razón, según datos del gobierno, las comunidades cercanas experimentan índices elevados de enfermedades respiratorias, incluidas el asma y otras enfermedades crónicas, asimismo las tasas de diabetes e hipertensión superan las de toda la ciudad hasta en un 100 por ciento y un 50 por ciento, respectivamente, y hay aproximadamente 100 visitas al departamento de emergencias por asma y alrededor de 25 muertes prematuras debido a partículas finas relacionadas con el tráfico (PM2.5) cada año.

“Agradezco a todos nuestros colegas en el gobierno por unirse para avanzar en este proyecto crítico, que aborda muchos de los problemas de equidad que el alcalde Adams ha identificado como la máxima prioridad”, dijo el comisionado de NYCDOT, Ydanis Rodríguez. “Un agradecimiento especial para el secretario de Transporte, Pete Buttigieg, y la subsecretaria, Polly Trottenberg, quienes han hecho de la reparación de las terribles carreteras urbanas del siglo XX en todo el país, y todos los problemas que las acompañan, una verdadera prioridad”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here